Nacionales

¿Quién es Angélica Sosa, la arquitecta que se definía como «jardinera de Santa Cruz»?

Está aprehendida y su situación jurídica podría complicarse aún más. “Yo no fui alcaldesa en el periodo de los pillastrines», aseguró.

Angélica Sosa, la arquitecta que se definía a sí misma como la “jardinera de Santa Cruz” cuando inició su trabajo en la Alcaldía cruceña como directora de Parques y Jardines en 2005, llegó a ser concejal y alcaldesa interina de uno de los municipios más grandes del país.

Ahora, pasa por su peor momento debido al caso de los presuntos ítems fantasmas, un escándalo nacional.

Sosa es hija del cruceño Hugo Sosa y la paisajista venezolana Josefina Arreaza. Nacida en Caracas, decidió oficializar como su única nacionalidad la boliviana.

Luego de concluir su bachillerato se formó como arquitecta en Argentina y se especializó en paisajismo.

Casada y con dos hijas, decidió retornar al país hace más de 25 años. Su primera experiencia en la administración pública fue en el área de Turismo de la entonces Prefectura de Santa Cruz en 2004, pero su compromiso laboral más largo inició al año siguiente cuando ingresó al municipio cruceño de la mano de Percy Fernández.

De directora a Alcaldesa

En 2005 fue invita a ocupar la Dirección de Parques y Jardines del Gobierno Municipal y mientras estuvo en ese cargo se definía como la “jardinera de Santa Cruz”.

Posteriormente fue secretaria de Parques, Jardines y Obras de Equipamiento Social.

Sosa cobró mayor notoriedad como dirigente de la agrupación Santa Cruz Para Todos (SPT) y fue electa como concejal en los comicios subnacionales de 2015. Ella llegó a ocupar la presidencia del Concejo cruceño.

Para Percy Fernández, que fue alcalde de Santa Cruz por 20 años, ella era “Angeliquita”, una mujer que se ganó su confianza al punto que llegó a expresar su deseo de que fuera su sucesora.

“Yo soy muy amigo y agradecido con Angeliquita, que está siempre a mi lado. La presidenta del Concejo es una gran amiga y le he dicho que ella tiene que ser la próxima alcaldesa”, manifestó en septiembre de 2018.

Cuando Fernández sufrió una caída, en febrero de 2020, tuvo que ausentarse debido a una cirugía.

Con la llegada de la pandemia, el 1 de abril de 2020, solicitó licencia por dos semanas y Sosa fue nombrada alcaldesa interina; no obstante, su mandato se extendió por aproximadamente un año.

Pandemia y candidatura

Ya estando al frente de la Alcaldía cruceña, Sosa pidió que se declare estado de sitio para evitar más contagios de coronavirus.

Además, su gestión se vio envuelta en una polémica por la entrega de trajes de jardinería en un hospital días después de que los médicos reclamaran la falta de dotación de equipos de bioseguridad.

Como parte de un plan de reorganización, en su mandato se anunció la reducción de salarios por tres meses, la reducción de algunas secretarias y la rescisión de contratos de alquileres de sus oficinas, todo con el objetivo de contar con mayores recursos para enfrentar la pandemia.

Luego de ocho meses como alcaldesa interina, en diciembre de 2020, inscribió su candidatura para ser la primera autoridad del municipio cruceño. Sin embargo, denuncias sobre el presunto uso indebido de vallas y un audio en el que pidió la renuncia de los funcionarios ediles que no hagan campaña a su favor, empañó su carrera electoral.

En las urnas quedó el cuarto lugar y se despidió de la Alcaldía en mayo de 2021. Entregó el mando a Jhonny Fernández, actual alcalde cruceño, quien presentó una denuncia por presuntos contratos laborales irregulares.

Caso ítems fantasmas

El caso ítems fantasmas se conoció en mayo de este año, pero cobró relevancia hace unas semanas, luego que Valeria Rodríguez denunció a su exesposo Antonio Parada Vaca, exdirector de Recursos Humanos de la Alcaldía cruceña, de enriquecerse a través de la creación de unos 800 ítems fantasmas.

Por ese hecho, desde la Alcaldía de Santa Cruz se estimó una pérdida de 35 millones de bolivianos anuales. En este caso son investigados los exalcaldes Sosa y Fernández.https://7de2463a312fe263d12dd78ab8af22d7.safeframe.googlesyndication.com/safeframe/1-0-38/html/container.html

El 9 de diciembre, después de declarar durante seis horas, la exalcaldesa Sosa pasó de ser testigo a ser sindicada.

El 16 de diciembre, la fiscal Yolanda Aguilera informó que se solicitó formalmente el congelamiento de su cuenta y pidió la anotación preventiva de sus bienes.

Este martes, se allanó cinco inmuebles relacionados con la exalcaldesa, incluso la casa de sus padres, tras esa acción la Fiscalía emitió una orden de aprehensión en su contra.

“Cualquier noticia que circula que salí del país es falsa, estoy aquí en Santa Cruz, aquí vivo y aquí viviré, siempre daré la cara. ¡¡¡Que se investigue!!! ¡Y que se dé con los culpables!”, escribió en redes sociales respecto a la noticia de su aprehensión.

“Yo no fui alcaldesa en el periodo de los pillastrines, no es correcto qué no me hicieran una citación”, reclamó Sosa a la fiscal Rosmery Barrientos, parte de la comisión de fiscales.

Calificó el proceso como una injusticia y urgió dar con los responsables de este caso.

Tambien te puede interesar

Relator pide atención para víctimas de Senkata y garantías para Añez

Yacuiba Digital

Cívicos rechazan reglamentación y anuncian marchas para la abrogación de la ley 1386

Yacuiba Digital

Un año presa: Añez fue abandonada por séquito político que la encumbró

Yacuiba Digital