Nacionales

Cruz: Las niñas no pueden ser madres, vamos a llevar el caso hasta el sistema interamericano

El pasado viernes, el arzobispado de Santa Cruz hizo público un pronunciamiento, en el que condena el delito de la violación que sufrió la niña y llama a las autoridades a no dejar impune el mismo y se manifestó en contra de la interrupción legal del embarazo, a la vez que le ofreció apoyo y acogida en un centro para madres adolescentes

cruLa defensora dle Pueblo, Nadia Cruz. Foto: Captura de pantalla

Publicidad

 “Las niñas no pueden ser madres”, expresó este lunes la Defensora del Pueblo, Nadia Cruz, en referencia al caso de la niña de Yapacaní (Santa Cruz), de 11 años que fue violada por el padre de su padrastro y a consecuencia de la agresión resultó embarazada. Anunció que el caso será llevado Sistema Interamericano de Derechos Humanos por tratarse de una “grave vulneración de derechos humanos”.

Las declaraciones de Cruz surgen tras  la decisión de los familiares de la niña de 11 años que decidieron continuar con el embarazo, después de recibir asesoría y promesas de ayuda de la Iglesia Católica y grupos Provida.

Publicidad

https://imasdk.googleapis.com/js/core/bridge3.486.2_es.html#goog_1440351758La Defensora calificó de «grave vulneración de derechos humanos» el que se  haya decidido interrumpir el proceso de aborto de una niña de 11 años y lamentó que el centro de salud permitiera el ingreso de grupos religiosos que ejercieron presión sobre la familia. Añadió que por esa situación llevarán el caso ante el sistema interamericano.

“Lastimosamente tenemos información de que en el centro de salud ha sido permisible para que grupos de iglesias generen una suerte de presión en ella y en relación a la familia, lo que ha generado una afectación. El proceso de interrupción ya había iniciado con medicamentos (…). Es un caso que vamos llevar al sistema interamericano porque es un caso flagrante de violación de derechos humanos”, aseveró.

Señaló que también denunciarán incumplimiento de funciones por parte del personal de la Defensoría de la Niñez y del personal de salud de dicho municipio con relación al manejo de la información y al procedimiento de la interrupción legal del embarazo (ILE), en caso de violación.

“Denunciamos la desprotección y vulneración de los derechos de las víctimas de violencia sexual y de acceso a la ILE, y el  incumplimiento a la Sentencia Constitucional 206/2014. Exigimos a las autoridades realizar las investigaciones de los casos de violación a menores de edad, a tomar acción frente a los hechos de revictimización, vulneración de derechos de las víctimas, así como de las sanciones respectivas por desprotección e incumplimiento de deberes del personal a cargo, en sus diferentes instancias”, indicó.

Recordó que las niñas y adolescentes deben tener garantizada la posibilidad de tomar esta decisión de manera oportuna e informada en un marco legal y seguro, para salvaguardar su salud, integridad física e incluso su vida. Negar el acceso al aborto legal y seguro o de atención posaborto indicó que puede causar un prolongado y excesivo sufrimiento físico y psicológico, especialmente en casos de incesto o violación.

“La Iglesia no puede mostrar un romanticismo en un caso de violencia sexual contra una niña de 11 años. No se puede hablar de amor cuando a esta niña la han vejado sexualmente por un familiar cercano y ahora quieren darle una connotación de amor y protección, no corresponde. Estos casos a nivel mundial son conocidos como casos de tortura, las niñas no pueden ser madres”, remarcó.

La OMS establece que el riesgo de morir por causas relacionadas al embarazo, parto y posparto se duplica en niñas menores de 15 años de edad. Ellas, dijo, corren mayores riesgos de padecer mortalidad y morbilidad materna, aumenta el riesgo de aborto espontáneo, obstrucción del parto, hemorragia posparto, hipertensión relacionada con el embarazo y afecciones debilitantes durante toda la vida, como la fístula obstétrica.

El pasado viernes, el arzobispado de Santa Cruz hizo público un pronunciamiento, en el que condena el delito de la violación que sufrió la niña y llama a las autoridades a no dejar impune el mismo.

«La Iglesia Católica en Santa Cruz expresa su más firme repudio por la brutal violación a una niña de 11 años de edad, acaecida en Yapacaní, y expresa su dolor, cercanía y solidaridad a la niña, a su madre y personas que la aman (…) Instamos a las autoridades correspondientes para que no quede impune tan grave y detestable delito». 

Asimismo, declaró su rechazo a la realización del aborto, señalando que la solución pasa por salvar ambas vidas: «La única solución es salvar, cuidar y apoyar con amor de las dos vidas», para lo que ofreció apoyo y acogida en el Centro de Madres Adolescentes, Madre María. «asegurando el apoyo material, médico, psicológico y espiritual para la maternidad y el tiempo post-maternidad», dice el pronunciamiento.

/ANF/

Publicidad

Tambien te puede interesar

Con renta de Bs 21.000 y un millón en activos, Evo dice que tiene que prestarse plata para construir su casa

ydrosalva

¿Cuántos marchistas hubo realmente este lunes en La Paz?

ydrosalva

Cívicos cruceños confirman quinto día de paro y “último día de abastecimiento”

ydrosalva

Ad Blocker Detected!

Por favor deshabilite el Ad Blocker para ver esta noticia, gracias a la publicidad mostrada en nuestro portal, podemos seguir trabajando.

Refresh